lunes, octubre 16, 2006

Con amigos como mi amigo

Tengo un buen amigo que en el último mes me ha dado dos excelentes temas para el programa.

I.
Antes de contarles advierto que mi amigo tiene alrededor de 40 años, está separado y tiene hijos, osea, es parte de un buen grupo de hombres seoarados chilenos que a) alega porque tiene que entregar el 80% de su sueldo a su ex. b) vive con lo que le queda c) quiere volver a emparejarse o casarse lo más rápido posible aunque aún no encuentre con quién hacerlo. Resulta que después de seis meses de no vernos, periodo en el cual se separo po segunda vez, tomándonos un pisco sour post pega nos pusimos a hablar de una mujer que ambos conocemos. "Esa mina es clitoriana", sentenció. ¿Cómo?, dije. "Una mina clitoriana, que se está contemplando a si misma todo el rato". Y seguí sin entender, pero como el recuento de los seis meses era más importante para él no siguió explicandome. Pero me quedé pegada. Y al dia siguiente les pregunté al aire ¿Qué cresta es una mina clitoriana?. El resultado fue diverso pero en resumen concluimos que se trataba de a) Una mina que se satisface a si misma b) una mina que se contempla, no sólo física sino que cerebralmente y se encuentra increible c) una mina manipuladora porque sabe ocupar las manos. Pese a que sólo conozco una mujer clitoriana, y que fue la que dio pie a la conversación con mi amigo, sigo buscando especímenes similares. Aún no las encuentro.
II.
Ayer después de almuerzo nos encontramos con este mismo amigo y después de contarle sobre el impacto que me produjo el concepto de mujer clitoriana, él pasó a contarme del estado de su situación. Resulta que la niña con la que está saliendo, una mujer profesional, madura, con casa propia, una tarde lo invita a su cocina para mostrarle una sorpresa. Ella abre un estante y zaz! ahí están tres cajas con los cereales favoritos de mi amigo. "Te compré los cereales que te gustan", le dicen. Mi amigo quedó plop y supongo que pensó: a) ¿Por qué tiene que hacer esto cuando sabe que el desayuno es tan importante para mi? b) ¿significarán los cereales en su cocina un pase obligado a tener que tomar desayuno más seguido?. Por lo poco que alcanzó a contarme, se tuvo que ir, mi amigo disminuyó drasticamente sus salidas con esta mujer.
¿Les suena esta historia familiar?

1 Comments:

Blogger Alejandro said...

El problema de tu amigo, es que vio en esa compra de cereales, un cartel gigante que decia: quedate aca que no saldras. Una verdadera red lanzada antes de tiempo.
La mujer puede enganchar al hombre de otras formas. Aunque es para ambos lados que una persona que va demasiado rapido mientras el otro espera, indefectiblemente uno queda en el camino.
Respecto a las minas clitorianas, solo he conocido mujeres que de la boca para afuera se encuentren increibles, pero todas llevan grados importantes de inseguridad guardados.

Saludos.

3:55 p. m., octubre 19, 2006  

Publicar un comentario

<< Home